sábado, 15 de junio de 2013

Llegó el momento (de hacer balance)


Saber algo no es lo mismo que ponerlo en práctica. Además, cada vez que volvemos a poner algo en marcha aprendemos a hacerlo mejor, lo perfeccionamos. Por eso, en esta lista hay ideas que, aunque ya conocía, he aprendido a mejorar, a practicar con mayor agudeza.
1. Los libros de texto son prescindibles. En un mundo hiperconectado, los libros de texto son un obstáculo para el aprendizaje. Presentan el conocimiento empaquetado, secuenciado linealmente. Responden a una visión obsoleta del saber. Los Entornos Personales de Aprendizaje se adaptan mucho mejor a las necesidades del alumnado.
2. Se puede (y se debe) enseñar a ser autónomo. Dejar de ser el centro del proceso puede ser traumático, tanto para el profesor como para el alumnado. Hay que romper con la inercia de una práctica socialmente sancionada como correcta durante siglos, pero anacrónica, y eso puede crear miedos y ansiedades. No estoy en esto para adoptar la posición más cómoda, sino la que más beneficie a los estudiantes. Es necesario salir de la "zona de confort".
3. Cooperar es mejor que competir. La mayoría de las actividades sociales requieren cooperación. En la Escuela no se enseña a cooperar, una actividad necesaria y básica para la vida en sociedad.
4. Las TIC pueden ser TAC (incluso TEP). El uso de las TIC en las aulas no se puede limitar a una optimización de las tareas que ya se hacían antes. Si las TIC se usan para transformar el aprendizaje se convierten en TAC (tecnologías para el aprendizaje y el conocimiento). Mi intención ha sido huir de los usos triviales de las TIC y potenciar los usos "transformadores", como personalizar el aprendizaje, fomentar la creatividad en un contexto de recursos abundantes, filtrar la información...La satisfacción de implicarse en la transmisión de conocimiento o de arte a través de la tecnología puede convertir a las TIC en medios para lograr reconocimiento social o la autorrealización. Se convierten entonces en TEP (tecnologías para el empoderamiento y la participación).
5. Evaluar no es poner exámenes. Lo interesante es lo que el alumno o alumna es capaz de hacer (no de repetir) por muy imperfecto que sea. El proceso de corregir un examen se limita a señalar lo que no coincide con el modelo propuesto. La corrección se debe realizar durante el proceso, no al final, para que permita la mejora.Hay que enriquecer la evaluación.
6. El aprendizaje ocurre en cualquier lugar (y en cualquier momento). No tenemos el monopolio del conocimiento. Incluir en la Escuela los aprendizajes que ocurren fuera de ella puede ayudarnos a sobrevivir.
7. Las familias forman parte del proceso. El alumnado forma parte de una "red familiar" que influye en su aprendizaje. Hay que tener en cuenta ese entorno e incluirlo, en la medida de lo posible, en el proceso.
8. Reflexionar sobre la práctica me ayuda a seguir aprendiendo.
9. Mi claustro no es presencial. La posibilidad de formar parte de un claustro "virtual", mucho más rico y variado que el presencial, de intercambiar experiencias y conocimientos con docentes de cualquier parte del mundo, ha cambiado mucho mi perspectiva sobre los grupos profesionales.
10. Sigo disfrutando con mi trabajo. Pretendo hacer disfrutar también a los estudiantes. No concibo la enseñanza, ni el aprendizaje, como un sufrimiento.




20 comentarios:

  1. Aitor

    Me encantan tus reflexiones que condensan toda una filosofía y una práctica educativa que comparto. Mi enhorabuena por compartirlas, por creer en ellas, por haberlas experimentado. Me siento muy identificado con lo que escribes.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Víctor. Tus palabras me llenan de alegría. Hace mucho que te sigo y te leo. He aprendido mucho de ti, de tu forma de ver la enseñanza (y la vida, creo).
      Un abrazo.

      Eliminar
  2. Me pregunto porqué has puesto tus reflexiones si son las mías. Sí y las de muchos docentes (pocos todavía,es cierto) que vamos por esa línea que yo resumiría en innovar, romper esquemas y aprender. Una cosa buena tiene esto, que mi resumen del curso ya va a ser más corto porque siempre haré referencias al tuyo. Gracias por, como dice Víctor, hacer visible lo que muchos pensamos y hacemos.

    ResponderEliminar
  3. Has centrado sabiamente un monton de cosas importantísimas. Me has ayudado a que yo tambien las centre. Tus 10 cosas que has aprendido puedo convertirlo en 10 cosas que me has enseñado y también practicare.
    Un saludo

    ResponderEliminar
  4. Gracias por este balance, ayuda mucho ver que alguien no solamente cree que algo funcionaría mejor sino que lo pone en práctica. La resistencia al cambio se va perdiendo al seguir las huellas de los que ya han transitado el camino.

    ResponderEliminar
  5. Si esto es lo que has aprendido en este curso, es que has hecho grandes cosas.
    Como dice Manuel puede que seamos pocos, pero con reflexiones como la tuya nos sentimos aun más fuertes para seguir trabajando.
    Enhorabuena por lo que has aprendido y bienvenido a mi PLE.

    ResponderEliminar
  6. Totalmente de acuerdo con todas las reflexiones escritas.
    El claustro virtual para mí es muy importante, me enseña cada día, tiene las mismas y/o tantas ilusiones que yo,
    esto me ayuda a mejorar cada día y a dar mis clases con emoción.
    Ojalá sigas así muchos años, te considero todavía muy joven; yo sin embargo, próxima a la jubilación.
    ¡Enhorabuena!

    ResponderEliminar
  7. Yo también he aprendido mucho este curso. Recuerdo cómo, en septiembre, recién iniciada en Twitter, leí tus "10 propósitos para el nuevo curso" y fue un revulsivo para mí en un momento en el que necesitaba desesperadamente sentirme menos sola en mi claustro real. Hoy me siento muy orgullosa de participar en este claustro virtual y de aprender con todos vosotros.
    Gracias

    ResponderEliminar
  8. En nuestra profesión hay gente muy válida, discursos pedagógicos estimulantes y análisis muy profundos y sesudos de cualquier aspecto que se nos pueda ocurrir.
    Pero es difícil sacar unas pocas conclusiones significativas de nuestro trabajo y más difícil aún ponerlas por escrito de una forma clara, sencilla y eficaz para inspiración de los que lo necesitan.
    Tu tienes ese don, amigo Aitor, así que muchas gracias por compartirlo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Javier, Julita y Carmen, por vuestras palabras :)

      Eliminar
  9. Lamento ser la nota discordante de este elenco de profesores que aman su trabajo, del que me considero parte, y a pesar de compartir con gozo estos diez mandamientos ( y si no lo son deberían serlo)y compartir el claustro en la red, me siento más solo que la Una en los centros en los que voy aterrizando (de momento soy substituto) y constato la poca incidencia que tiene mi trabajo, y la dificultad añadida que tiene remar contracorriente, cuando en tu equipo docente la única evaluación que se hace es poner un número a un examen.
    No basta con francotiradores, hay que extender todo esto a los equipos para que sea útil, más allá de la satisfacción personal y de que nuestros alumnos tengan algunos momentos de clases que al menos intentan funcionar con un poco de sentido común.
    En fin, ojalá estuviéramos juntos en un mismo centro compañeros, seguro que lo íbamos a pasar bien! De momento ajo y agua.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Joan, por el comentario.
      Yo creo que esa sensación que tú tienes es compartida por todos quienes pretendemos, como tú bien dices, dotar de sentido común a nuestro trabajo.
      Por eso no considero que mi claustro se limite a quienes comparten asiento conmigo alrededor de una mesa en la sala de profesores. Mi claustro es mucho más amplio. Por eso puedo poner en práctica algunas cosas que, probablemente, no apoyaría la mayoría de mis compañeros de instituto. Que haya tantos docentes en el mundo que validen o compartan mis "prácticas" es lo interesante. Creo, sinceramente, que formamos un equipo, aunque algunos nunca nos hayamos tomado un café juntos.

      Eliminar
  10. Geniales tus palabras, gracias por compartirlas. Ayuda este claustro nuestro!

    ResponderEliminar
  11. Hola Aitor, enhorabuena por tu trabajo y felicidades por poder realizar tus ideas en beneficio de los aprendices :-) Como dicen Manuel Jesús y todos los compañeros/as, también son las nuestras.
    Es un detalle que hayas contestado a quien se siente más vulnerable ;-) Comparto plenamente lo que dijiste a Joan.

    ResponderEliminar
  12. gracias por tus palabras, son clara y van directas a los aspectos esenciales. gracias por compartir

    ResponderEliminar
  13. Imposible resistirme a comentar, aunque ya está dicho todo. Para qué voy a actualizar mi blog, solo haría falta copiar y pegar.
    Coincido al 100%.

    ResponderEliminar
  14. Un saludo y gracias por ser valiente y trabajar bajo este enfoque, yo como tu creo que es necesaria una planificación para ello las programaciones didácticas y de aula, y como tu creo que los docentes son creativos y capaces de construir conocimiento sin los libros de texto de las editoriales.

    ResponderEliminar
  15. Ahora es el momento de recordar/releer lo que has aprendido. Cuando estamos pensando que vamos a aprender/enseñar dentro de unos días.
    Se puede volver a ver la presentación cambiando "Balance del curso #2012/2013" por "Previsiones para el curso #2013/2014"

    ResponderEliminar